Misa en Re mayor de José Ángel Lamas

Volver al blog

Misa en Re mayor de José Ángel Lamas

Compartir artículo en:

El pasado viernes 12 de abril, en el marco de la Semana Santa se celebró en el Aula Magna de la Universidad de Los Andes, en Mérida, Venezuela un concierto, la Misa en Re mayor de José Ángel Lamas; con la participación de la Orquesta Sinfónica del estado Mérida y del Orfeón universitario.

Tuvimos la oportunidad de conversar con el Dr. Jorge Torres, músico y filósofo de formación, actual decano de la Facultad de Arte de la Universidad de Los Andes y quien, para esta ocasión, estuvo a la batuta de la Orquesta Sinfónica del estado Mérida. El concierto contó con la presencia del Orfeón Universitario, insigne agrupación coral de amplio recorrido a nivel nacional e internacional bajo la tutela musical de su director Armando Nones.

Nacido en Caracas el 2 de agosto de 1775, Lamas es considerado uno de los principales compositores venezolanos del periodo colonial cuyo estilo musical corresponde al clasicismo, siendo José Ángel Lamas principal representante de esta corriente estética en el país.

En Nuestra conversación con el director Jorge Torres, nos comentó la importancia que esta obra tiene dentro del legado musical venezolano, una obra que tuvo una gran influencia del movimiento clásico europeo y que abrió las puertas a este estilo en el país. Nos comenta así mismo la historia de cómo inicia el Clasicismo en Venezuela, un país donde para la época no existían escuelas de formación musical.

Un hombre sería clave para el futuro musical venezolano, el Padre Sojo, sacerdote y profesor de música de la Venezuela en tiempos de la colonia. Al ver el entusiasmo en los jóvenes caraqueños con la música, el Padre Sojo, en una de sus visitas a Europa, decide recopilar algunas partituras para llevar a Venezuela e impulsar este entusiasmo musical. Las obras que trae el Padre Sojo son las obras que sonaban en su momento en Europa, la música que estaba de moda, estamos hablando de los años alrededor de 1780 – 1790, es decir, música del clasicismo, música de compositores como Haydn, Mozart incluso Pergolesi.

La llegada de estas obras a manos de los futuros músicos venezolanos marca un hecho peculiar, La formación musical en Venezuela empieza con el estilo clásico. Mientras que, en otros espacios en la Latinoamérica de la colonia, donde se desarrolló la música de corte europea alrededor del período Barroco, solo dos lugares llegan directo al Clasicismo: Venezuela y Minas Gerais.

Sin tener un aprendizaje teórico formal en la música mayor a lo que el Padre Sojo pudo haber aportado, Lamas consiguió que su Misa en Re tuviese trazas de simbolismos dentro la dirección. Se cree que, gracias a la observación de las partituras, copiando ejemplos, imitando procesos de composición, Lamas logra apoyar el discurso musical con ideas que refuerzan el texto de la música, un ejemplo de esto es el poder iniciar el Credo con todo el coro al unísono simbolizando la fe en un mismo Dios. Secciones que reflejan el drama acentuando el significado de la misericordia etc.

Así, consiguió que las cinco partes que la componen transmitieran todo el fervor de sí mismo y de los feligreses ante su Dios.

Existe un hecho particular para que esta obra cobre vida en nuestro tiempo y va de la mano de un nombre muy importante en la historia musical venezolana, Francisco Curt Lange. Un musicólogo de origen alemán que vivió gran parte de su vida en Latinoamérica y que, en su paso por Venezuela a mediados del siglo XX, tiene la oportunidad de escuchar algunas obras de Lamas entre otros compositores venezolanos y se sorprende al enterarse que no existe edición alguna de estas obras. es decir, solo se cuenta con manuscritos.

Curt Lange, quien contaba con una editorial en Uruguay, ofrece amablemente la oportunidad de editar e imprimir estas obras, con la salvedad de que debe ser una pequeña selección del corpus existente, pues el traslado no sería nada fácil, el mundo estaba viviendo una segunda guerra mundial, el transporte y las condiciones de viaje en su momento no eran para nada ideales, diversas escalas de viaje terrestre y marítimo amenazaba el bienestar de los manuscritos, pero aun así era una posibilidad de tener una edición impresa de estas importantes obras.

Felizmente la selección de 12 obras entre las que se encuentra esta Misa en Re mayor de José Ángel Lamas llega a su destino y logra ser editada e impresa y hoy día en Venezuela contamos con una primera edición única de estas obras. Aún quedan obras por descubrir en la Biblioteca Nacional, Joyas que esperan ver la luz de la palestra musical actual.

Si bien Lamas no es considerado un activista político, no cabe duda de que su obra marcó un hito no sólo para la música sino también dentro del sentimiento nacionalista; la Misa en Re fue compuesta en 1810 y para aquellos que no lo saben, ese año es de gran importancia para el movimiento independentista en Venezuela y es que Lamas, muy probablemente haya compuesto esta misa para ser presentada aquel Jueves Santo, 19 de abril.

Parte del halo socio-político que rodea la obra de Lamas se logra ver 209 años después, cuando en medio de la fatiga sociocultural, Torres y Nones deciden convocar a la soprano Erika Seijas, la alto Ana Cecilia Gutierrez, al Tenor Sergio Torres y al barítono Juan Pablo Guirigay para interpretar la pieza.

Junto a la ya mencionada Orquesta Sinfónica del estado Mérida y al Orfeón Universitario consiguieron revivir la memoria de José Ángel Lamas y presentar esta misa, llena de talento regional, buscando un escape a la convulsión nacional.

Este concierto tiene una importante relevancia tanto en el marco socio-político-cultural venezolano como en el musical, comparto un video a una pequeña parte de este bello concierto y espero su opinión a través de nuestras redes.

Deja tus comentarios

Inicia sesión o Regístrate para porder comentar este artículo.

No hay comentarios para este artículo.